Toxoplasmosis

La toxoplasmosis es una enfermedad caracterizada por el protozoo Toxoplasma Gondii, se considera que la toxoplasmosis es una patología parasitaria, la T. Gondii es un parasito intracelular que posee una gran capacidad para invadir cualquier tipo de célula del hospedador, esto se le atribuye a su fácil movilidad invasora la cual se conoce como taquizoíto o trofozoítos, esta forma invasiva de este parasito se caracteriza por poseer un complejo tipo apical exclusivo, desde el punto científico su mecanismo de notabilidad está basado en actina.

¿Qué puede hacer la toxoplasmosis?

Imagen cortesía de pixabay.es

Es importante señalar que la toxoplasmosis es una enfermedad infecciosa muy leve que no se presenta al comienzo sintomatología, así como también puede arrojar síntomas muy mortales como la destrucción del feto en una mujer embarazada, esto hace que ocurra la llamada toxoplasmosis congénita. También pude presentarse de manera grave, cuando la toxoplasmosis afecta de manera directa y lineal el sistema inmunológico, es decir de aquellos pacientes inmunosuprimidos, como por el ejemplo los pacientes con VIH que están sin la presencia de antirretroviral.

La toxoplasmosis es considerada como una zoonosis, la cual habla de una enfermedad de tipo zoonosis, esto tiene un significado interesante, el cual muestra el modo de trasmisión de cómo es pasada de animales hacia los seres humanos. El contagio se puede producir por dos tipos de vías de contagio. Los hospedadores de esta enfermedad con los gatos y otras especies de los felinos.

Se considera la enfermedad como una zoonosis, lo cual significa que, de modo habitual, se transmite desde los animales a los seres humanos a través de diferentes vías de contagio, siendo los hospedadores definitivos el gato y otras seis especies de felinos.

En la semana 40 de embarazo, el bebé se considera que tiene un crecimiento a término, por lo que el mismo tiene un tamaño muy completo y él está listo para salir al mundo en cualquier momento. La longitud o talla de bebé puede variar y suele alcanzar unos 48 a 53 cm, el peso oscila entre unos 3,5 a 4 kg, todo esto depende del sexo del bebé, normalmente los varones son más pesados y altos que las niñas, mayormente el vermis que es la grasa que lo cubre ha desaparecido, solo queda un poco en la piel de bebé.

Muchos bebés tienden a nacer pelones, pero lo más probable o normal es los bebés nazcan con pelo, uñas y vellos largos, debido a tienen sus uñas largas al nacer pueden arañarse el rostro, así que madre debes de preparar unos guates para evitar eso en tu bebé, las fontanelas suelen cerrar al cumplimiento a finales del primer mes de haber nacido.

Debes de recordar que también como madres pasas otros tipos de cambios y puede ser que el cansancio se múltiplique debido al peso del bebé en la semana 40. En esta semana es donde debemos estar más pilas del bebé ya que es la última, por lo tanto, el bebé ´puede ser afectado por este parasito.

Cuadro clínico de la toxoplasmosis

La toxoplasmosis es una enfermedad infecciosa muy leve que no se presenta al comienzo sintomatología, así como también puede arrojar síntomas muy mortales como la destrucción del feto en una mujer embarazada, esto hace que ocurra la llamada toxoplasmosis congénita. La presentación aguda de la enfermedad se puede observar en niños mayores y adultos, esta primera etapa de la toxoplasmosis es conocida como la fase aguda y auto limitada  con la gripe o mononucleosis, dolor de cabeza, dolores musculares, inflamación de los ganglios linfáticos.

En muchos de los casos la enfermedad se ve presentada con casos muy persistentes, estos casos fueron revisado y encontraron hallazgos muy importantes los cuales podemos usar para su estudio, su aparición puede ser recurrente, persistente y limitada. La toxoplasmosis es una de las enfermedades más peligrosa que puede llegar a padecer una mujer embarazada, es por ello que es recomendable que el alejada de los animales.

Tratamiento de la toxoplasmosis

Imagen cortesía de pixabay.es

La T. Gondii es un parasito intracelular que posee una gran capacidad para invadir cualquier tipo de célula del hospedador, por lo que es un parasito que es sensible solo a antibióticos los cuales son para efectuar de manera única del mismo, es importante mantener la constancia con el tratamiento para tener resultados.

Es importante decir que la pirimetamina tiene la capacidad de  bloquear el uso exclusivo del ácido fólico , por lo que es de gran relevancia añadir al tratamiento que se está preparando el cual es “el ácido folínico”, este fármaco es usado para poder ser usado en la médula ósea  del paciente qué se va colocar el tratamiento, mas no solamente por el parásito.

Los corticosteroides  están totalmente contraindicados en este tipo de patología infecciosa, ​los pacientes que no son receptivo de la sulfamidas deben ir al médico, y otras de las opciones de antibiótico es la clindamicina.